Insuficiencia cardíaca

Intervención multidisciplinaria

La rehabilitación cardiaca: programa de ejercicio físico y terapia ocupacional

Durante la fase de control en la UIC, todos los pacientes serán valorados por el facultativo del servicio de rehabilitación. Los pacientes óptimos serán incluidos en el programa de entrenamiento físico que se está realizando desde el año 2002 en las instalaciones de la fundación Claror (programa de entrenamiento de 5 semanas con recordatorios de 3 semanas cada 6 meses). Los pacientes aptos para rehabilitación pero que precisan transporte sanitario, seguirán el programa en el Hospital de la Esperanza. Los pacientes con limitación funcional marcada (clase funcional IV de la NYHA), que no permite hacer un proceso de entrenamiento convencional, recibirán entrenamiento en ahorro energético por parte de un terapeuta ocupacional de la UIC.

Dietista-Nutricionista

Durante la fase educativa, se prevé incorporar a uno/a dietista para mejorar la formación de los pacientes en este aspecto, así como, dirigir y enderezar los hábitos alimenticios en pacientes especiales (caquexia, obesidad, incumplimiento dietético).

Psicología-psiquiatría

En aquellos pacientes en qué se detecta déficit afectivo (que se valora de forma sistemática antes del alta hospitalaria, siguiendo la trayectoria), se prevé, en una segunda fase, la incorporación de un psiquiatra y un psicólogo clínico con el fin de dirigir este aspecto y mejorar el encaje afectivo del paciente con el entorno y la enfermedad, dado que los trastornos afectivos en estos pacientes son frecuentes y son marcador independiente de mala evolución.

Farmacéutico

Tanto a nivel intrahospitalario como en la intervención en el Hospital de Día, el farmacéutico puede aportar una intervención de calidad en aspectos como la educación en fármacos, mejora del cumplimiento terapéutico, prevención de las interacciones farmacológicas y la supervisión de los efectos secundarios de los fármacos. Es por eso que su incorporación durante este año permitirá mejorar estos aspectos.

Nuestra motivación: el paciente y su entorno

Todos estos elementos, que hacen que estas unidades sean estructuras complejas, son básicos con el fin de asegurar lo que es indispensable: que los pacientes con IC, y por lo tanto, de una dificultad de manejo elevada, reciban un manejo médico (farmacológico, dispositivos, intervencionismo, cirugía cardiaca) de alta tecnología que, en definitiva, se traducirá en una mejora de la mortalidad, el ingreso y la calidad de vida de los pacientes.

Campañas internas

  • Pla d'igualtat del PSMar
  • Hospitals sense fum
  • Hospitals sostenibles
Entidad colaboradora

© 2006 - 2022 Parc de Salut Mar · Nota Legal | Política de Cookies | Accesibilidad